Aprende a controlar el estrés en los exámenes.

Publicado el 16/04/2021 Por

Origen del Artículo de kidshealth.org/

Ansiedad ante los exámenes

 

Has hecho todos los deberes, has hincado los codos a la hora de estudiar y crees que dominas bastante la materia. Pero llega el día el examen. De repente, te quedas completamente en blanco, bloqueado, como si estuvieras congelado, o te pones tan nervioso que eres incapaz de responder a esas preguntas que te sabías la noche anterior.

 

Si todo eso te parece familiar, es bastante probable que tengas ansiedad ante los exámenes: esos nervios extremos que experimentan algunas personas cuando van a hacer un examen.

Es normal estar un poco nervioso y estresado antes de hacer un examen. Es algo que le pasa a todo el mundo. Y un poco de ansiedad anticipatoria, de hecho, te puede ayudar a hace mejor el examen.

Pero en algunas personas, la ansiedad ante los exámenes es muy intensa. Se ponen tan nerviosas antes de hacer el examen que su nerviosismo interfiere en su concentración y en su rendimiento.

¿Qué es la ansiedad ante los exámenes?

La ansiedad ante los exámenes es un tipo de ansiedad de ejecución, una sensación que puede experimentar una persona en una situación donde importa mucho el rendimiento o existe una gran presión por hacer las cosas bien. Por ejemplo, una persona puede experimentar ansiedad de ejecución cuando va a salir a actuar en la obra de teatro de final de curso, a cantar un solo en un escenario, a subirse a la plataforma para tirarse a la piscina de clavado o a hacer una entrevista importante.

Como en cualquier otra situación donde una persona puede experimentar ansiedad de ejecución, en un examen, la ansiedad puede hacer que sienta que se le hace un nudo en la garganta, se le revuelva el estómago, le duela la tripa o tenga un dolor de cabeza tensional. A algunas personas les tiemblan y/o les sudan las manos, y el corazón les late más deprisa de lo normal mientras esperan a que les repartan el examen. Un estudiante con una ansiedad ante los exámenes muy fuerte puede llegar a vomitar y hasta se puede llegar a desmayar.

La ansiedad ante los exámenes no se puede confundir con hacer mal un examen porque uno tiene la cabeza en otro sitio. La mayoría de la gente sabe que tener otras cosas en la cabeza, como una ruptura sentimental o la muerte de un ser querido, puede interferir en su concentración e impedir que haga bien un examen.

¿Qué la provoca?

Todo tipo de ansiedad es una reacción ante la anticipación de algo estresante. Como cualquier otra reacción de ansiedad, la ansiedad ante los exámenes afecta tanto al cuerpo como a la mente.

Cuando una persona está bajo estrés, su cuerpo libera una hormona llamada adrenalina, que la prepara para reaccionar ante el peligro. Esto es lo que causa los síntomas corporales, como el sudor, los latidos fuertes en el pecho y la aceleración de la respiración. Estas sensaciones pueden ser leves o intensas.

Centrarse en lo malo que puede ocurrir también alimenta la ansiedad ante los exámenes. Por ejemplo, una persona a quien le preocupa hacer mal un examen puede tener pensamientos como: “¿Y si me quedo en blanco?” o “¿Y si el examen es demasiado difícil?”. Si tenemos demasiados pensamientos como estos, no nos quedará espacio en la mente para centrarnos en las preguntas del examen. Las personas con ansiedad ante los exámenes también se pueden sentir estresadas por sus reacciones corporales y pensar cosas como: “¿Y si vomito?” o bien: “¡Oh no, me están temblando las manos!”

Como cualquier otro tipo de ansiedad, la ansiedad ante los exámenes puede generar un círculo vicioso: cuanto más se centra una persona en las cosas negativas que le pueden ocurrir, más se intensifica su ansiedad. Esto hace que la persona se encuentre peor y, al estar su mente llena de miedos y de pensamientos que crean distracción, más aumentan las probabilidades de que le vaya mal el examen.

Nota: Toda la información incluida en TeensHealth® es únicamente para uso educativo. Para obtener consejos médicos, diagnósticos y tratamientos específicos, consulte con su médico.

Consulta el Artículo original

© 1995-2021 The Nemours Foundation. Todos los derechos reservados.

Imágenes proporcionadas por The Nemours Foundation, iStock, Getty Images, Veer, Shutterstock y Clipart.com.

Categoría

Compártelo en redes sociales